20 de octubre de 2014

[Crítica] Depredador: Captive (1998)



Siguiendo con el ciclo de cómics de Depredador le llegó el turno en mi lista de lectura a Predator: Captive (Cautivo) publicado en un sólo número por Dark Horse Comics en mayo de 1998.

La historia nos traslada a unas instalaciones de lo más guarrindongas donde un tal Falkner es testigo de lo que el millonario Tyler Stern ha conseguido crear con su dinero: ha recreado un ecosistema de manera  artificial y cerrado para albergar en su interior a un ejemplar de Depredador. A pesar de la soberbia del Sr. Stern (o más bien su obsesión) sobre lo que ha conseguido y sus ganas por aprender más del cazador, Falkner, quien conoce de sobra a la especie, le ha advertido que puede que el Depredador sepa más de lo que parece, que quizá el que está siendo estudiado es Stern por la criatura y que su proyecto no es viable por lo peligroso del espécimen que alberga en su interior.
Pronto veremos que sus advertencias no eran vanas pues el cazador se habrá cansado de seguir el juego y decidirá hacer lo que mejor se le da: matar.



A pesar que la historia, escrita por Gordon Rennie, me ha parecido más que interesante al igual que su desenlace pero no puedo decir lo mismo del dibujo de Dean Ormston, que no me ha parecido nada bonito, si no más bien... personal, con su propio estilo eso sí. Los humanos tienen el pase pero el Depredador... cuando le vi me pareció más un Superpredator como los que salen en la última película de la saga que a los originales. Me pareció otra criatura totalmente diferente a lo que estoy acostumbrada a ver y eso hace que el cómic en cuestión me parezca fuera de lugar:



13 de octubre de 2014

[Crítica] Predator: 1718 (1996)



Supongo que si sois mega fans de la saga Depredador sabréis por donde van los tiros con semejante título. Os daré una pista: 1718 nos da una idea del argumento del cómic que os traigo hoy e incluso sobre la identidad del cazador que aparecerá en él. Aunque no es el número exacto que apareció en cierta película de Depredador sí es muy aproximado por razones lógicas.

¿Seguís sin caer? ¿Y si os hago recordar Depredador 2 de la cual escribí su correspondiente reseña no hace mucho por aquí? Iros al final de la peli, cuando Harrigan ya ha derrotado a City Hunter (o Ghost, como prefiráis) y han aparecido el resto de sus compañeros. El viejo Depredador le entrega un regalo como señal de respeto, esta pistola:


¡Ajá! Ahora sí, ¿verdad? Supongo que todos, cuando visteis esta imagen, pensasteis que el amigo era más viejo que Matusalén y acto seguido os pusisteis a imaginar cómo se habría ganado la pistola de marras. ¿Qué me imaginaba yo? Pues algo similar al resto de películas; el cazador mata a cierto número de personas de una ciudad y hay un humano que destaca y le hace frente. Finalmente entablan un duelo pero sale perdiendo el humano, por lo que Greyback recoge el arma como recuerdo de un combate épico.

Pues con Predator: 1718 publicado como número único por Dark Horse Comics en 1996 nos explican la historia y no se parece en nada a lo que había imaginado.

El tal Raphael Adolini (aunque nunca le nombran como tal) resulta ser un capitán pirata que vive un motín al no querer aceptar un tesoro que han robado a un hombre de Dios. Por ello sus tripulantes intentarán matarle pero en medio de la refriega se meterá un Depredador al que llaman "el Diablo" o "Ángel Dorado"... que no será otro que un Greyback más joven, cabe deducir.



No quiero spoilear lo que ocurre exactamente por si tenéis el cómic y queréis leerlo, pero sí tengo que comentar que Raphael se ganará el respeto de "Ángel Dorado", recibiendo el arma que a partir de entonces llevará consigo:


No sé si ésta era exactamente la idea que tenían los guionistas de Depredador 2 sobre el crear una historia a partir del hecho de la pistola con Harrigan sobre una época en la que no existieran las armas de hoy en día para luchar y que un Depredador se diera un garbeo por esa época.

Corto, sin apenas diálogos pero con un dibujo bastante bonito... me ha gustado, aunque como siempre me quedo con ganas de más, pero eso ya será para otro día y con otra historia diferente.

[Documental] Un espía entre pingüinos

Como siempre en la 2 podéis ver todos los días en la sección Grandes Documentales todo tipo de programas relacionados con la vida animal; en estos días han estado echando una serie que me ha gustado mucho por varios motivos que ahora expondré. En concreto se llama "Un espía entre pingüinos" y está realizada por la BBC. Consta de 3 episodios, cuyos enlaces os dejo al lado por si preferís verla, cosa que aconsejo:

- Episodio 1 - Viaje -- que muestra desde que los pingüinos llegan a sus zonas de reproducción hasta que nacen sus polluelos.
- Episodio 2 - Primeros Pasos -- en esta parte nos enseñan los progresos de los polluelos.
Episodio 3 - Creciendo -- en el tercer y último capítulo los jóvenes pingüinos terminarán de desarrollarse y tendrán que enfrentarse al reto que supone ser independiente.

En todos los capítulos se sigue bastante de cerca a tres especies diferentes de pingüinos: los Emperador, los Penacho Amarillo y los Pingüinos de Humboldt:

Pingüino Emperador, la especie más grande de pingüino del mundo que habita en la Antártida.

Pingüino de Penacho Amarillo, no confundir con su similar Macaroni (fíjate en las plumas amarillas)

Pingüino de Humboldt o Peruano, tristemente amenazado de extinción.


Lo más gracioso y a la vez innovador viene del sistema de alta tecnología robótica que se ha usado para grabar la mayoría de las imágenes, desde una perspectiva increíble.
En cada colonia los científicos han desplegado diferentes robots que imitan lo máximo posible a ejemplares de cada especie, armados con cámaras para grabar todo a su alrededor. Pero además se mueven y cuentan con mecanismos para incorporarse frente a caídas, algo que no les falta. Incluso son capaces de poner cámaras huevo que soltarán llegado el momento.
Esto no sólo se hace para conseguir nuevos puntos de vista sino también para minimizar el impacto emocional de los animales frente a un elemento extraño; queda probada su eficacia en más de una ocasión cuando algún pingüino intenta "ligarse" al robot de turno o incluso en el caso de una hembra de Penacho Amarillo que ataca a uno de los "espías" muerta de celos. Incluso alguno intentará incubar el una huevo-cámara y otra será secuestrada por un depredador.

Estas tres razas de pingüinos tienen pocas cosas en común aunque si comparten el amor y devoción por el cuidado de sus crías, siendo sus métodos y hábitats tan dispares entre sí.


Os recomiendo de verdad que veáis la serie de documentales porque se pasa volando al ser tan cortita y es que hay muchos momentos tiernos, graciosos y asombrosos sobre la vida de estas aves. De seguro que a más de uno os sorprenderá su resistencia ante las adversidades y su propia capacidad de supervivencia. Además, no me diréis que no son una cucada.




12 de octubre de 2014

[Crítica] Alien Vs. Predator: Duelo (1995)





Tenía abandonada esta sección y mira que tengo ganas de leerme los cómics pero siempre tengo otras cosas que hacer en el PC y no me pongo a ellos.

Presentado en dos números AVP: Duelo es una secuela de la miniserie Aliens vs Predator (series 1) de Dark Horse Comics. Es también la primera fuente oficial en la que aparece un Predalien, ya sabéis, un mestizo entre Xenomorfo y un Yautja. Hemos estado acostumbrados a ver Xenomorfos que salían de humanos pero nunca se había visto que salieran de un cazador, pero como hay combinación de ADN no hay que ser un lumbreras para saber que habrá diferencias entre ambos. Todos aquellos que visteis AVP: Réquiem ya las sabe, pero que sepáis que ya mucho antes en el mundo del cómic se planteó esta posibilidad. 
Decir que he tenido un problemilla con el archivo y es que el segundo número venía desordenado, por lo que me ha costado un poco pillar lo que ocurría al final.





El argumento de AVP: Duelo es muy sencillo y suficiente; un grupo de soldados llega hasta el planeta Ryushi al recibir una señal de auxilio de origen extraterrestre desde su superficie. Se trata de un planeta árido y caluroso, alejado de otros que poseen colonias humanas y con unos días relativamente largos (33 días terrestres) al poseer un sistema binario de estrellas.
Los soldados encontrarán la nave desde la cual se emite la señal y encontrarán a un superviviente, que resulta ser un Depredador. Como está inconsciente, deciden llevárselo pero pronto serán atacados por los Xenomorfos que hay en el lugar.





Pero cuando se liará parda de verdad será cuando del Depredador inconsciente salga un "bicho" y se inicie un ataque de otros Depredadores a los soldados por permitir que esto sucediese... aunque me ha parecido decente, hubiera molado un desarrollo más profundo de la trama, sobre todo porque creo que el Predalien lo merece.




No os quiero destripar más de la historia, pero digamos que al final habrá un duelo interesante con el Predalien y un final un tanto abierto, por otro lado.