31 de diciembre de 2014

[Crítica] El Hobbit: La Batalla de los Cinco Ejércitos


Más tarde de lo que me hubiera gustado (casi 2 semanas desde su estreno) por fin he visto El Hobbit: La Batalla de los Cinco Ejércitos, poniendo así punto y final a una trilogía innecesaria puesto que podía haberse quedado en dos películas siendo fieles a la obra original y todos tan contentos.
Ya hablé de El Hobbit: Un viaje inesperado y de El Hobbit: La desolación de Smaug dividida en una y dos partes, comparándolas con los libros (El Hobbit y Los Apéndices de ESDLA).

En esta ocasión no tenemos queja del cine, pues acudimos un día del espectador y nos salieron las entradas más baratas, pero tampoco es un descuento como para caerte de culo.
Iba con cierto temor porque sabía que cierta cuestión no iba a quedar resuelta (spoiler que vi por ahí) y por el tráiler pensé que ni siquiera había un ejército enano... sin embargo he salido con mejor sabor de boca que con la segunda parte, que fue la que me decepcionó más, aunque también aquí hay ciertos puntos en los que Jackson se lo ha flipado demasiado.
En sí la película, si olvidamos el libro, está entretenida y puede gustar al público, pero algunas partes de la misma me han sabido a poco mientras que otras han pecado de exceso.

Procedo a iniciar mi particular chapa sobre el tema por lo que si no habéis visto la peli y entra en vuestro planes no sigáis porque os comeréis unos cuantos SPOILERS:

19 de diciembre de 2014

Personajes que más adoro de la ficción: Capitán Héctor Barbossa (Piratas del Caribe)


Retomando la sección en esta ocasión me decanto por un personaje masculino y que no se puede decir precisamente que destaque por su honradez y aseo personal, pero que que prácticamente desde el momento en el que aparece en la pantalla pude decir que me encantó.

Sin duda todos los que oís mencionado Piratas del Caribe automáticamente pensáis en el carismático Jack Sparrow interpretado por el camaleónico Johny Deep, pero sin duda muchos de vosotros también formáis la imagen en vuestra mente de aquel antagonista de la primera parte de la tetralogía, aquel segundo al mando que se amotinó contra Sparrow, echándole de su barco la Perla Negra y autoproclamándose Capitán. Sí, me refiero a Barbossa, interpretado por un soberbio Geoffrey Rush. Y como las opiniones de Jack están muy vistas, que me encanta también, pero prefiero ser algo más original y hablar por primera vez de un villano que si bien no tiene tantísimas frases que han pasado a la posteridad, también tiene su miga.

18 de diciembre de 2014

Arrugas (2011): Crítica


Hoy ha sido ya mi último día de clase y, salvo un examen, no hemos hecho gran cosa; bueno, realmente no hemos hecho prácticamente nada en toda la semana, con eso de que los profesores no querían empezar temario, así que una de ellos nos ha puesto la película de Arrugas, con el tema de que está relacionado con los estudios que estamos cursando. Y me ha encantado, es tan bonita como imaginaba y me ha hecho en más de una ocasión que se me saltaran las lágrimas.

Yo ya había oído y visto algo de esta película española en la televisión, con eso de que también se había llevado dos Goya en el 2012 al Mejor Guión Adaptado (pues está basada en un cómic de Paco Roca) y a la Mejor Película de Animación. 


Saga Legado (Eragon, Eldest, Brisingr, Legado) - Christopher Paolini


Estos meses atrás me he estado leyendo los cuatro libros que componen la saga de Inheritance (Legado en español) de Christopher Paolini, una larga historia que empezó a escribir con tan sólo 15 años por puro hobby sin imaginar que acabaría cogiendo la suficiente confianza como para que acaba vendiendo miles de copias por todo el mundo.

Los libros los conocí gracias a la película que se estrenó en 2006, aunque no la vi según salió si no años más tarde tras leerme el primer libro, que me lo compré en un ataque impulsivo en uno de mis viajes con Krower y que empecé a leer en una playa tostándome al sol. Para el resto pasaron varios años más hasta que me los regaló Krower y yo misma decidí empezar a leérmelos porque eran los únicos libros de la estantería que no había leído. Por cierto, la película no tiene casi nada que ver con el libro, podría ser entretenida si olvidamos que se lo pasa por el mismo forro de ahí abajo.

¿De qué va la historia? Paolini nos sitúa en el mundo ficticio de Alagaëisa, donde antaño existían los Jinetes de Dragón, figuras que se encargaban de viajar a todos los rincones del mundo manteniendo la paz y la justicia, ahora extintos desde que uno de ellos, Galbatorix, asesinara al resto de sus compañeros y se proclamara rey supremo de Alagaëisa, ostentando su poder con mano de hierro.
Eragon es un granjero de 16 años que un día, mientras caza en las montañas cercanas a su hogar, encuentra una piedra preciosa que piensa vender a cambio de comida para que su familia pueda superar el duro invierno. Pero entonces la extraña gema se abre y de su interior saldrá un dragón, que quedará vinculado a Eragorn  y que cambiará la vida del muchacho.
El resto de la historia nos cuenta cómo Eragorn y Saphira - esta dragona - comenzarán su viaje por el mundo para aprender lo que es ser Jinete y Dragón, porque son la única esperanza para derrocar al malvado Galbatorix.

¡Atención, contiene ciertos SPOILERS! Aunque he intentado que sean los menos posibles:
La verdad que el argumento en sí está bastante bien y los libros se hacen amenos y entretenidos, aunque para mi gusto, sobre todo en el tercero y cuarto, pecan de ser algo pesados con los politiqueos y las batallas. También el conjunto de los mismos me da la sensación de que inicialmente Paolini tenía ciertas ideas en la cabeza pero que finalmente evolucionaron en otra cosa. Quizá tenga que ver que tenía pensado que fuera una trilogía; y realmente lo es porque Legado, cuyo título verdadero es La Cripta de las Almas, es la segunda parte de Brisingr, pero decidió alargarla más porque no veía un final decente en tan poco tiempo.

Por otro lado algunas trayectorias de ciertos personajes me han parecido un tanto forzadas, como lo es la evolución de Roran, el primo de Eragon. ¿Cómo es posible que un simple granjero se convierta en un Schwarzenegger sólo que le cambias la ametralladora de turno por un martillo? A veces, de un modo bastante sobrado. Es decir, Eragorn también es granjero pero al menos recibe entrenamiento tanto en ese aspecto como en la magia (se puede decir además que lo lleva en la sangre), pero es que Roran no recibe nada si no que más bien parece surgir de manera espontánea. Ni qué decir tiene que de pronto sea un inteligentísimo estratega militar y un líder nato. No sé, creo que se ha pasado bastante en este punto.
También en cierto modo Arya le sigue de cerca, porque es verdad que es una elfa entrenada muy efectivamente y diestra en la batalla, pero es que al final realiza las mismas hazañas que Eragorn o incluso más, por lo que pienso que le resta importancia y protagonismo al héroe de la historia, que es él a fin de cuentas: le supera en combate físico, al ser elfa es también mejor con la magia... ¿por qué coño no la eligieron a ella como esperanza para cargarse a Galbatorix?
Aunque no comparto la opinión de Krower que es que todos los personajes son gilipollas a excepción de Eragorn, pues para él todos tienen telita y le manipulan dejándole como un pringado, es cierto que algunos personajes me han gustado más que otros, pienso que se podrían haber aprovechado mejor en algunos casos (Garzhvog o Ángela, que recuerde ahora) mientras que a otros se los ha dejado, literalmente, olvidados por ahí, como Trianna u Orik y cuando aparecen es de manera casi imperceptible o que te hace pensar "¡Anda, tú! Ya no me acordaba que existías".

En cuanto al último libro, que es el que me parece más mencionable, en mi opinión sobra más de la mitad. Como ya he dicho se ha explayado demasiado con las descripciones de las diferentes batallas y tomas de decisiones, mientras que luego los últimos capítulos parece como si los hubiera redactado aprisa y corriendo, detallando poco y yendo más al grano.
También como ya he dicho hay cosas que no terminan de cuadrarme, como es el hecho que Nasuada sea secuestrada, pues me parece absurdo cuando no cambia en absoluto los acontecimientos. O sea, el secuestro de Nasuada ha sido la excusa perfecta para salvar a Murthag porque como el propio Paolini decía, su idea inicial era matar a Murthag, pero que finalmente se lo desaconsejaron. Me parece bien que se deje aconsejar pero considero que un escritor es el que manda y si le da la gana matar a X personaje porque le hace ilusión, pues adelante. Porque que Nasuada esté secuestrada, repito, NO cambia nada. ¿Se enamoran además de la noche a la mañana? Él que se sepa no es que la odiara en especial, pero ella no paraba de decirle a Eragorn que le matara... y de pronto, como te mira con pena cuando te tortura ¿te enamoras de él? ¿Y Hrothgar, Oromis y Glaedr no le dieron pena? Bah, es que no sé... para que luego además acabe como acabe ese punto... sin comentarios.

Pero fijaos que realmente lo que es el final me ha gustado, al contrario de lo que opina Krower (menudo cabreo que tiene), porque me ha parecido bastante original en el sentido que se aleja a lo que normalmente suelen ser los finales. A pesar de que esto también ha sido una influencia externa lo que ha determinado el mismo según palabras de Paolini, quizá por eso a pesar de que me gusta a la vez me rechina un poco, porque lejos de querer desvelar qué ocurre exactamente para no spoilear masivamente yo lo interpreto como una obra inconclusa, que deja abierto el camino para una nueva novela. El propio autor desveló que había cogido tanto cariño al mundo que había creado que no descartaba, en un futuro indeterminado, que volviera a traerlo de vuelta.

... porque en serio, ¿dónde demonios meten el cinturón de Beloth el Sabio?
(Fin de SPOILERS)


En resumen, Legado me ha parecido entretenida de leer, emotiva en determinados aspectos y aburrida en otros, pero no ha sido ni será de esas obras que calan hondo en mí, quizá también porque creo que está dirigida a un público más juvenil que comienza ya a coquetear con las novelas de fantasía y ficción y no con alguien que ha leído ya muchas y mejores. Se nota la inexperiencia de Paolini en determinados momentos, es mejorable y además no parece nada claro que no vaya a haber alguna continuación en el futuro, lo que deja una extraña sensación de vacío.

8 de diciembre de 2014

(Especial) Personajes que más adoro de la ficción: Daenerys Targaryen


Primero quiero puntualizar que mi percepción de este personaje no es completa, debido principalmente a que no me he leído los libros de Canción de Hielo y Fuego y me he limitado a ver la serie de Juego de Tronos, aunque para mí ha sido más que suficiente para que esta muchacha esté en mi lista de personajes adorables de la ficción por muchas razones. Muchos son los que me han recomendado que no puedo perderme esos libros, sin embargo si los leo me gustaría que fuera en papel y tomármelo con bastante calma, pues son bastantes libros (ni siquiera está concluso el tema) y ciertamente voluminosos.


20 de octubre de 2014

[Crítica] Depredador: Captive (1998)



Siguiendo con el ciclo de cómics de Depredador le llegó el turno en mi lista de lectura a Predator: Captive (Cautivo) publicado en un sólo número por Dark Horse Comics en mayo de 1998.

La historia nos traslada a unas instalaciones de lo más guarrindongas donde un tal Falkner es testigo de lo que el millonario Tyler Stern ha conseguido crear con su dinero: ha recreado un ecosistema de manera  artificial y cerrado para albergar en su interior a un ejemplar de Depredador. A pesar de la soberbia del Sr. Stern (o más bien su obsesión) sobre lo que ha conseguido y sus ganas por aprender más del cazador, Falkner, quien conoce de sobra a la especie, le ha advertido que puede que el Depredador sepa más de lo que parece, que quizá el que está siendo estudiado es Stern por la criatura y que su proyecto no es viable por lo peligroso del espécimen que alberga en su interior.
Pronto veremos que sus advertencias no eran vanas pues el cazador se habrá cansado de seguir el juego y decidirá hacer lo que mejor se le da: matar.



A pesar que la historia, escrita por Gordon Rennie, me ha parecido más que interesante al igual que su desenlace pero no puedo decir lo mismo del dibujo de Dean Ormston, que no me ha parecido nada bonito, si no más bien... personal, con su propio estilo eso sí. Los humanos tienen el pase pero el Depredador... cuando le vi me pareció más un Superpredator como los que salen en la última película de la saga que a los originales. Me pareció otra criatura totalmente diferente a lo que estoy acostumbrada a ver y eso hace que el cómic en cuestión me parezca fuera de lugar:



13 de octubre de 2014

[Crítica] Predator: 1718 (1996)



Supongo que si sois mega fans de la saga Depredador sabréis por donde van los tiros con semejante título. Os daré una pista: 1718 nos da una idea del argumento del cómic que os traigo hoy e incluso sobre la identidad del cazador que aparecerá en él. Aunque no es el número exacto que apareció en cierta película de Depredador sí es muy aproximado por razones lógicas.

¿Seguís sin caer? ¿Y si os hago recordar Depredador 2 de la cual escribí su correspondiente reseña no hace mucho por aquí? Iros al final de la peli, cuando Harrigan ya ha derrotado a City Hunter (o Ghost, como prefiráis) y han aparecido el resto de sus compañeros. El viejo Depredador le entrega un regalo como señal de respeto, esta pistola:


¡Ajá! Ahora sí, ¿verdad? Supongo que todos, cuando visteis esta imagen, pensasteis que el amigo era más viejo que Matusalén y acto seguido os pusisteis a imaginar cómo se habría ganado la pistola de marras. ¿Qué me imaginaba yo? Pues algo similar al resto de películas; el cazador mata a cierto número de personas de una ciudad y hay un humano que destaca y le hace frente. Finalmente entablan un duelo pero sale perdiendo el humano, por lo que Greyback recoge el arma como recuerdo de un combate épico.

Pues con Predator: 1718 publicado como número único por Dark Horse Comics en 1996 nos explican la historia y no se parece en nada a lo que había imaginado.

El tal Raphael Adolini (aunque nunca le nombran como tal) resulta ser un capitán pirata que vive un motín al no querer aceptar un tesoro que han robado a un hombre de Dios. Por ello sus tripulantes intentarán matarle pero en medio de la refriega se meterá un Depredador al que llaman "el Diablo" o "Ángel Dorado"... que no será otro que un Greyback más joven, cabe deducir.



No quiero spoilear lo que ocurre exactamente por si tenéis el cómic y queréis leerlo, pero sí tengo que comentar que Raphael se ganará el respeto de "Ángel Dorado", recibiendo el arma que a partir de entonces llevará consigo:


No sé si ésta era exactamente la idea que tenían los guionistas de Depredador 2 sobre el crear una historia a partir del hecho de la pistola con Harrigan sobre una época en la que no existieran las armas de hoy en día para luchar y que un Depredador se diera un garbeo por esa época.

Corto, sin apenas diálogos pero con un dibujo bastante bonito... me ha gustado, aunque como siempre me quedo con ganas de más, pero eso ya será para otro día y con otra historia diferente.

[Documental] Un espía entre pingüinos

Como siempre en la 2 podéis ver todos los días en la sección Grandes Documentales todo tipo de programas relacionados con la vida animal; en estos días han estado echando una serie que me ha gustado mucho por varios motivos que ahora expondré. En concreto se llama "Un espía entre pingüinos" y está realizada por la BBC. Consta de 3 episodios, cuyos enlaces os dejo al lado por si preferís verla, cosa que aconsejo:

- Episodio 1 - Viaje -- que muestra desde que los pingüinos llegan a sus zonas de reproducción hasta que nacen sus polluelos.
- Episodio 2 - Primeros Pasos -- en esta parte nos enseñan los progresos de los polluelos.
Episodio 3 - Creciendo -- en el tercer y último capítulo los jóvenes pingüinos terminarán de desarrollarse y tendrán que enfrentarse al reto que supone ser independiente.

En todos los capítulos se sigue bastante de cerca a tres especies diferentes de pingüinos: los Emperador, los Penacho Amarillo y los Pingüinos de Humboldt:

Pingüino Emperador, la especie más grande de pingüino del mundo que habita en la Antártida.

Pingüino de Penacho Amarillo, no confundir con su similar Macaroni (fíjate en las plumas amarillas)

Pingüino de Humboldt o Peruano, tristemente amenazado de extinción.


Lo más gracioso y a la vez innovador viene del sistema de alta tecnología robótica que se ha usado para grabar la mayoría de las imágenes, desde una perspectiva increíble.
En cada colonia los científicos han desplegado diferentes robots que imitan lo máximo posible a ejemplares de cada especie, armados con cámaras para grabar todo a su alrededor. Pero además se mueven y cuentan con mecanismos para incorporarse frente a caídas, algo que no les falta. Incluso son capaces de poner cámaras huevo que soltarán llegado el momento.
Esto no sólo se hace para conseguir nuevos puntos de vista sino también para minimizar el impacto emocional de los animales frente a un elemento extraño; queda probada su eficacia en más de una ocasión cuando algún pingüino intenta "ligarse" al robot de turno o incluso en el caso de una hembra de Penacho Amarillo que ataca a uno de los "espías" muerta de celos. Incluso alguno intentará incubar el una huevo-cámara y otra será secuestrada por un depredador.

Estas tres razas de pingüinos tienen pocas cosas en común aunque si comparten el amor y devoción por el cuidado de sus crías, siendo sus métodos y hábitats tan dispares entre sí.


Os recomiendo de verdad que veáis la serie de documentales porque se pasa volando al ser tan cortita y es que hay muchos momentos tiernos, graciosos y asombrosos sobre la vida de estas aves. De seguro que a más de uno os sorprenderá su resistencia ante las adversidades y su propia capacidad de supervivencia. Además, no me diréis que no son una cucada.




12 de octubre de 2014

[Crítica] Alien Vs. Predator: Duelo (1995)





Tenía abandonada esta sección y mira que tengo ganas de leerme los cómics pero siempre tengo otras cosas que hacer en el PC y no me pongo a ellos.

Presentado en dos números AVP: Duelo es una secuela de la miniserie Aliens vs Predator (series 1) de Dark Horse Comics. Es también la primera fuente oficial en la que aparece un Predalien, ya sabéis, un mestizo entre Xenomorfo y un Yautja. Hemos estado acostumbrados a ver Xenomorfos que salían de humanos pero nunca se había visto que salieran de un cazador, pero como hay combinación de ADN no hay que ser un lumbreras para saber que habrá diferencias entre ambos. Todos aquellos que visteis AVP: Réquiem ya las sabe, pero que sepáis que ya mucho antes en el mundo del cómic se planteó esta posibilidad. 
Decir que he tenido un problemilla con el archivo y es que el segundo número venía desordenado, por lo que me ha costado un poco pillar lo que ocurría al final.





El argumento de AVP: Duelo es muy sencillo y suficiente; un grupo de soldados llega hasta el planeta Ryushi al recibir una señal de auxilio de origen extraterrestre desde su superficie. Se trata de un planeta árido y caluroso, alejado de otros que poseen colonias humanas y con unos días relativamente largos (33 días terrestres) al poseer un sistema binario de estrellas.
Los soldados encontrarán la nave desde la cual se emite la señal y encontrarán a un superviviente, que resulta ser un Depredador. Como está inconsciente, deciden llevárselo pero pronto serán atacados por los Xenomorfos que hay en el lugar.





Pero cuando se liará parda de verdad será cuando del Depredador inconsciente salga un "bicho" y se inicie un ataque de otros Depredadores a los soldados por permitir que esto sucediese... aunque me ha parecido decente, hubiera molado un desarrollo más profundo de la trama, sobre todo porque creo que el Predalien lo merece.




No os quiero destripar más de la historia, pero digamos que al final habrá un duelo interesante con el Predalien y un final un tanto abierto, por otro lado. 

26 de septiembre de 2014

Museo Arqueológico Nacional (MAN) de Madrid


Desde que hace unos meses se me refrescara la memoria gracias a la tele sobre la existencia de determinados museos que me llaman la atención tenía muchas ganas de visitar alguno y este verano le tocó el turno al Museo Arqueológico Nacional de Madrid. Por supuesto, me acompañó Krower, y tras algún que otro problema e indecisión por nuestra parte pudimos visitarlo durante unas cuantas horas.

La tarifa no es elevada, son 3€/persona, pero podréis disfrutar de la reducida (1,5€/persona) si acudís en grupos de más de 5 personas o si sois voluntariados culturales. Es más, la entrada es totalmente gratuita en determinadas fechas y circunstancias, si sois parados y todos los sábados a partir de las 14:00 h, pero esta última tiene el inconveniente de que el museo estará hasta las trancas de gente. Yo soy de esas personas que detestan las grandes aglomeraciones y que le gusta ir despacito y ver sin estorbos las cosas; mi consejo es que si sois igual de quisquillosos acudáis entre semana a este tipo de sitios, por la mañana si es posible. A Krower le pasa igual y por eso fuimos un día entre semana.

También os aviso que el sitio es bastante grande: son unas tres plantas, más la entreplanta y una réplica de las cuevas de Altamira que hay en el exterior. Por eso os recomiendo que vayáis con bastante tiempo, sobre todo si os gusta pararos mucho para mirar, porque es que no os dará tiempo: nosotros estuvimos unas 4 ó 5 horas y aún así nos faltó ver lo de Altamira y la entreplanta, eso sí, acabamos reventados de todo lo que andamos.


En general me ha gustado bastante todo lo que he visto, la manera en la cuál están expuestas las diferentes piezas y cómo está estructurada la exposición, basándose en la cronología histórica como método de ordenación y centrándose, por supuesto, en España, aunque también hay minisalas con algunas reliquias interesantes de otros países, como Egipto o Grecia. 
Se pueden encontrar multitud de leyendas, mapas y esquemas que ayudan mucho a asimilar la información de manera visual, además de algunos documentales emitidos en televisores que amplían y complementan lo expuesto de manera textual. Así expuestas tenemos multitud de etapas: prehistoria, protohistoria, la Hispania romana, mundo medieval, época moderna...


La gente del museo se atreven incluso a recomendarnos determinadas piezas en su folleto que podemos recoger a la entrada del edificio, junto con el mapa. 
Lo que no nos gustó mucho era el hecho de que no pudieras ponerte al lado de las piezas para echarte una foto, aunque es comprensible porque así se evitan atascos de gente. A pesar de algunas personas se fotografiaban pasándose las normas por donde querían y no recibían la correspondiente reprimenda nosotros no nos animamos. Tampoco se puede echar fotos con flash pero la verdad es que todo está suficientemente iluminado como para echar tomas decentes, de modo que no es un problema.

Si queréis más información, aquí os dejo la página oficial del Museo.













23 de septiembre de 2014

Aquellos maravillosos momentos: The Legacy of Kain Series


¡Estoy nostálgica! No sé por qué pero así es y hoy os traigo una de mis sagas favoritas, una que descubrí por casualidad y de la cual no esperaba que se fuera a convertir en una de esas que se ganan su hueco en el podio de lo mejorcito que he jugado.  
Quizá algunos de vosotros no la conozcáis a pesar de sus años, pero si os digo "Nosgoth" seguro que muchos pensáis automáticamente en el juego en fase Beta de Square Enix, donde nos metemos en arenas donde vampiros y humanos luchan a muerte. Si os digo que este juego está basado (ojo, que no se le considera dentro de la saga) en el universo presentado en Legacy of Kain (LOK) lo mismo ya no vais tan perdidos, sobre todo si habéis leído algo de la Background Story colgada en su blog oficial o si prestáis atención a lo que dicen las razas que controlamos. Porque Nosgoth es el mundo ficticio por donde se mueven los diferentes personajes de la saga de LOK.

Con Nosgoth es posible que Legacy of Kain renazca de sus cenizas.

Crystal Dynamics sería quien diera vida a esta historia, pasando por Eidos cuando ésta se hizo con su control y, finalmente como ya he dicho, recayendo los derechos para Square Enix al haber absorbido a la última compañía.


11 de septiembre de 2014

(Especial) Personajes que más adoro de la ficción: Yoshimitsu


Retomo la sección y me animo a compartir a un personaje del mundo de los videojuegos al que conozco desde hace un porrón de años y que no deja de gustarme a pesar de los continuos cambios que sufre en sus carnes. No lo confundáis con el Yoshimitsu que sale en Soul Calibur, pues es otro personaje diferente.
Si empecé la sección con la inteligentísima aunque problemática Lisbeth Salander la continúo con Yoshimitsu, también conocido como el ninja espacial cibernético, aunque este largo título tiene una explicación y no es del todo exacto, lo digo para que dejéis de fliparlo.

Me limitaré al contenido de los juegos y también comentaré algunas incoherencias en su historia que se pueden encontrar por internet si uno se aburre y se pone a buscar. 


31 de agosto de 2014

Aquellos maravillosos momentos: Inicios con la NES y Supervision 76-in-1


Voy a alejarme aún más en la línea de tiempo y voy a remontarme a casi mis inicios en el mundo de las consolas que, a diferencia de muchos, tuvo lugar con tan sólo una consola durante muchísimos años, hasta que me compré la Playstation 1. Yo no he sido de éstos que han tenido prácticamente todas las consolas del mercado porque mis padres siempre han pensado que con una basta, sobre todo teniendo en cuenta que el primer cartucho que tuve para la NES, mi primera consola, tenía un total de 76 juegos arcade, algunos mejores que otros y algunos que no funcionaban a la primera y tenía que insistir a entrar y reiniciar la consola hasta que arrancaba, pero sin duda una fuente ilimitada de vicio. Aquí tenéis la lista al completo: LISTADO.


30 de agosto de 2014

Aquellos maravillosos momentos - Crash Bandicoot: Warped



¡Muy buenas a todos! Tras verme el gameplay de un youtuber llamado Alexelcapo al que sigo de vez en cuando (no mucho porque ya no mola como antes, pero cuando sube los juegos de mi corazón hago la excepción) me ha entrado un monazo tremendo de hablar de este juego, teniendo además abandonada la sección que nació como una idea de SAeNcSA, el cual también la tiene cogiendo telarañas y aprovecho desde aquí (porque sé que lo estarás leyendo, pillín) que te animes y compartas otra hilarante reseña sobre algún juego de tu infancia.

21 de agosto de 2014

Mi experiencia con AEPEJ




Muchas son mis opiniones acerca de la actual situación en España relativa a muchas cosas: corrupción, altos niveles de desempleo, delincuencia, situación económica... es un largo étc. que paso de desglosar e incluso de hablar de ello por aquí, porque creo que sobra y no quiero dar ningún pie a discusiones. Sin embargo, no puedo callarme respecto a cierta experiencia que he vivido y, aunque no todos son puntos malos, sí que hay una sensación global que empaña esa pequeña etapa de mi vida debido a garantías y promesas que nunca llegaron a ser.

Empezaré por el principio, paso de dar fechas exactas porque no me apetece y por diversas razones que prefiero guardarme, pero sí contaré todo lo vivido durante ese escaso tiempo de apenas un par de meses de duración.


Tú eres una persona que siempre has intentado dar lo mejor de ti misma en tus experiencias tanto estudiantiles como laborales, sobre todo cuando ya tienes cierta madurez como para entender cómo funcionan las cosas. El caso es que, tras bastante tiempo buscando trabajo tras finalizar mis estudios, recibo una llamada al móvil de un número que no conozco y, tras un vistazo inicial, no tiene ninguna pinta "extraña" - con esto me refiero a que sea más largo que un día sin pan, que sea oculto o que parezca de otro país o de publicidad, que es lo que normalmente me llama- y por lo tanto decido descolgar con el estómago al revés pensando "¡Esto es para una entrevista!". Efectivamente, así era. Una mujer (evito nombres) con un tono de voz bastante amable y que aseguraba llamar de Academias Colón, donde yo misma había echado el CV unos siete meses atrás, quería saber si estaba dispuesta a acudir para una entrevista de cara a un puesto de trabajo sin determinar, a lo cual, por supuesto, contesté encantada que sí.

Esa misma mujer sería mi entrevistadora, como bien pude saber cuando acudí a uno de los centros de la academia en Madrid capital y tras rellenar un formulario con los datos de siempre, supongo destinado a archivo. 
La mujer me llevó a una sala donde al menos tenían lugar otras dos entrevistas y, tras las preguntas típicas iniciales, procedió a explicarme a qué puesto aspiraba: consultor de formación. Procedió a hablarme de una asociación que se había creado en colaboración con las Academias Colón llamada AEPEJ (Asociación Española para la Promoción del Empleo Joven), sin ánimo de lucro y con ámbito de actuación en todo el territorio nacional, cuyo propósito principal es crear y potenciar el empleo de los jóvenes españoles. Para ello, me explicó, se ofrece un asesoramiento a pymes (pequeñas y medianas empresas) y también a los propios jóvenes en situación de desempleo; por otro lado, las empresas, con tener un trabajador, reciben una asignación de cara a formación de sus empleados (ni autónomos ni funcionarios incluidos, pero podían recibir asesoramiento por parte de la asociación). 
Yo, como consultora de formación, me encargaría a asesorar a estas personas sobre sus posibilidades de cara a formación, intentando además captarlos para la asociación, pues se beneficiarían de descuentos sobre los diferentes cursos.

No era el puesto que yo deseaba, desde luego, sobre todo porque tenía tintes de comercial, pero seguí escuchando y respondiendo a las preguntas que me hacía mi entrevistadora. Me aseguró que, aunque pareciera un poco lioso, no iba a tener problemas porque recibiría formación gratuita por parte de las Academias Colón (aunque tendría que dejar un depósito que se me devolvería tras finalizar el curso) que contaría con teoría y práctica; debía aprobar ambas para acceder al puesto de trabajo, pero me aseguró en tono desenfadado que no era complicado aprobarlo si me esforzaba y que luego tendría asegurado un año de contrato con un sueldo fijo de 800€/mes + comisiones por socio conseguido y trabajando unas 6 horas diarias. Que sí, que al principio haría mucha calle yendo a los establecimientos que me tocaran dentro de mi zona, con un compañero, pero que luego tendría ya más trabajo de oficina y se asemejaría más a un puesto de administrativo, que es lo que yo andaba buscando.
Luego esta mujer me confesó que no me veía una persona que pudiera manejarse en este tipo de trabajos (se me debe ver a la legua) pero como yo me mostré tan optimista me prometió que si era seleccionada, que todo apuntaba a que sí, me llamaría la semana siguiente para una segunda entrevista.

La verdad es que estaba contenta porque, aunque fuera un trabajo de comercial y me exigiera quedarme sin pies de las vueltas que iba a dar iba a tener un sueldo base y, que aunque luego no me fuera muy bien y me echaran, mejor eso que no hacer nada. De modo que esperé con bastantes ansias la llamada, la cual se retrasó tanto que pensé que la seleccionadora había decidido que, efectivamente, no encajaba con el puesto, por mucho que yo me lo tomara como un reto, pues efectivamente nunca me he considerado alguien con cualidades de comercial.


Pero sí acabó llegando y acudí para una segunda entrevista con otra mujer que se limitó más que nada a informarme de nuevo sobre la asociación y sobre cómo funcionaba lo del depósito para el curso, hacerme firmar los papeles de rigor y asegurarme de que me llamarían otro día para hacer el ingreso del depósito y ya informarme del inicio del curso.

Así pues empezó todo; las clases serían en ese mismo centro y empezaron poco después, durando un mes y algo más. Y qué cosas, que mi entrevistadora era nuestra profesora y ya había otras clases que habían empezado un poco antes que nosotros, que éramos los últimos en incorporarnos. Tras el típico ejercicio de redactar cosas sobre tí mismo y que lo lea otro compañero que yo tanto detesto, entraron otras dos chicas que podrían ser perfectamente de mi edad y que se anunciaban como nuestras trainers de cara a las prácticas.
Y aquí empezaron los "madres mías" porque nos pusieron una tabla de objetivos a cumplir para ¡aprobar las prácticas!. En plan de "por contratar un curso bonificado o privado de tantas horas de duración, 4 puntos" "talleres no gratuitos, medio punto", puntuación global pero dividida entre dos para cada compañero de la pareja. ¡Y ojo! Que había cursos como el nuestro por el cual la persona que estudiaba se comprometía a trabajar un año para ellos.

Ahí ya mis compañeros y yo empezamos a indignarnos porque para nada nos habían dicho eso en las entrevistas, de que tuviéramos que hacer X puntos para aprobar el curso (si suspendías una de las dos, suspendías todo) y que nos habíamos imaginado que serían estilo las que tienes que pasar cuando terminas los FP o la universidad. Entonces procedieron a darnos ánimos, a decir que no sería difícil, que las otras clases iban bien, étc. Un método comercial de lo más repulsivo para mí para subir el ánimo y que sería muy habitual durante todo el curso. La cosa es que como pronto vieron el escaso éxito cosechado se apresuraron a asegurar que no nos guiáramos por esos puntos, que sí que habían tenido menos éxito del esperado así que siguiéramos como estábamos que todo iría bien. Pero eso fue más adelante.

Lo que fue el curso respecto a la teoría fue bastante normal; cuatro horas al día de clase teórica con sus pausas de descanso correspondiente que para nada se hacía largo y cuyo contenido era lo esperado: la comunicación, el marketing, nuevas tecnologías (ahora me pararé en ellas) y prevención de riesgos laborales.
Además las prácticas se comían parte de esas horas que teníamos, pues se dieron a la vez y no después de la teoría y las trainers venían casi sin avisar y nos machacaban con técnicas y diversos ensayos. Pronto se nos hizo entrega de un par de carpetas: una donde venía toda la información sobre cada curso, los precios y los formularios correspondientes (nuestra Biblia) y otra para guardar los seguimientos que tendríamos que hacer de los lugares visitados. Siempre debíamos llevarlas.
Tal como lo explicaban y demostraban parecía todo de color de rosa, fácil y sencillo, aunque todos supiéramos que el trabajo de comercial no es nada fácil. Pero viéndolas a ellas manejarse y cómo nos intentaban educar para salir airosos nos hacían casi creer que seríamos capaces de comernos el mundo - con las continuas fórmulas para subir la moral y aplausos a raudales para animar entremedias, algo que ya se me antojó a la larga como frío y falso.

"Todo bien, todo correcto, vamos a asociar a esta jodida ciudad" - es lo que intentaban que asumiéramos.

El caso es que pronto tuvimos que empezar a salir, pronto dos días de la semana quedaban exclusivos como prácticas y pronto pudimos comprobar lo difícil que era conseguir que alguien se asociase, lo cuál entiendo, yo tampoco daría mi dinero así por las buenas. Las parejas las seleccionó la profesora atendiendo a nuestras personalidades y formas de ser: yo era la tímida y reservada pero la que cuando hablaba era para transmitir compromiso y sinceridad, mientras que mi compañera era la suelta y dicharachera con don de gentes. 


La historia es que, conforme pasaba el tiempo, nos fuimos dando cuenta de determinadas cosas que mosqueaban: que empezáramos más tarde que el resto de clases pero que luego el curso acabara para todos el mismo día - por lo que recibíamos menos formación al tener menos tiempo y es que no nos dio tiempo a ver todo - y las prácticas empezaran para todos el mismo día también, que las nuevas tecnologías empezaron tarde y mal y que la prevención de riesgos laborales se limitó a que nos leyéramos el texto y hacer unos ejercicios en plan test, que las trainer no evaluaban nuestro trabajo por vernos en acción si no por la cantidad de puntos acumulados (se iba a lo mejor con una pareja al día y sobre todo con los de Madrid capital y no los que estábamos en la zona sur), lo cual me parece realmente injusto; primero, porque podemos tener mala suerte pero hacerlo bien y segundo, el verano es una temporada difícil porque se acaban de pagar diversos impuestos y porque los comerciantes se van de vacaciones. Teniendo en cuenta además las fórmulas que nos enseñaron no funcionaban para nada y ni siquiera cuando la trainer venía con nosotros conseguíamos nada, creo que es una forma más de demostrar lo injusto que fue todo.
No faltaba el típico machaque de "los de esta clase llevan tantos puntos más que vosotros" o "venga chicos, no os desaniméis" y cosas así igual. Además se aprovechaban que al tener horarios diferentes las clases no coincidíamos, pero sí había un chico que tenía un contacto en otra clase y nos informaba que a esos les decían exactamente lo mismo y les iba tan  mal como a nosotros.

También yo creo que el problema estribaba en que ninguno de nosotros llegamos a creer nunca en el proyecto de una manera real, por lo que esa inseguridad la transmitiríamos al hablar y además éramos incapaces de aprendernos todo lo que teníamos que decir en tan poco tiempo, junto a que siempre se procedía igual ante todos: romper el hielo, hablar de la asociación, preguntar para ver la situación y asesorar acorde a lo que teníamos delante. Luego apuntábamos la dirección, el nombre del local, el nombre de la persona con la que hablamos, número de teléfono y grado de interés del 1 al 10 del entrevistado.

Todos nosotros además pensábamos que realmente nunca íbamos a aprobar teniendo en cuenta los escasos asociados que habíamos hecho (algunas parejas nunca consiguieron a nadie) y que ya de entrada había cosas en las que nos habían mentido u omitido, pues todo contribuyó a que nos desanimáramos más aún. Muchos empezaron a dudar tan siquiera que se nos fueran a abonar los 80 € del depósito, algo que perdías si abandonabas el curso por cierto, aunque eso sí avisaron y era en cierto modo comprensible.

En resumen, que cuando acabó el curso nos dijeron que ya después teníamos un mes de vacaciones para luego empezar con las contrataciones. Nos examinamos casi al final y nos dijeron las notas de los exámenes teóricos - pero no de todos - y para casa, yendo poco después a recuperar el depósito dado.


"Bye bye" definitivo.

Pasó el mes de vacaciones y llegó el mes siguiente... y nada. Es decir, estuve atenta al teléfono porque se nos aseguró que nos llamarían para decirnos si habíamos aprobado el curso y para contratar, que nos llamarían en la primera semana. Acabé llamando yo y me aseguraron que aún no se había reunido el consejo y que por tanto había que esperar un poco más, que además había mucha gente e irían llamando poco a poco. Dejé pasar otras dos semanas y volví a llamar en vista que ellos volvían a no hacerlo... y me dijeron exactamente lo mismo.

¡Y nunca más volví a llamar y nunca más me llamaron! Así que doy por sentado que suspendí el curso, nunca me han dado la ocasión de recuperar y el tan prometido título que nos iban a dar para demostrar que habíamos hecho el curso sin aparecer. Lo que demuestra exactamente que las cosas fueron al contrario de lo que garantizaron, porque ni tan siquiera se dignaron a llamar para informarme de mi suspenso o aprobado, lo cual me parece realmente vergonzoso.
Se deduce que se dejaron llevar por los puntos no conseguidos, por lo tanto sacar notas superiores al 8 en la teoría y el haberme esforzado todo lo posible en la práctica me ha servido básicamente para nada. Tiempo perdido y dinero perdido, porque a mi el bono transporte nadie me lo ha pagado. No puedo evitar sentirme estafada. No sé siquiera si contrataron a alguien de las otras clases, que de la mía parece que a nadie y, teniendo en cuenta determinadas cosas, también me atrevo a asegurar que dieron los cursos para embolsarse dinero de las subvenciones concedidas para tal fin.

Es cierto que he aprendido muchas cositas de comercial en el curso, pero también he aprendido otras tantas sobre la vida gracias a ellos. Y que conste que escribo esto porque nadie de los que tanto aseguraban que iban a escribir y a decir ha dicho ni mu sobre el tema en ningún sitio, y que tan sólo encontré un escrito de otra chica que debió estar en otro momento diferente al mío, que me siento identificada con lo que pone y a la cual tampoco contrataron.


Quizá el no encontrar nada negativo sea señal de que no hacen nada malo, pero de cara a lo vivido yo sí considero que podrían haber hecho las cosas de mejores modos y no puedo evitar sentir mi experiencia como algo turbio y digno de arrepentirse.

30 de julio de 2014

Otro año más vieja... pero igual de nostálgica

A riesgo de deprimirme un pelín con la edad, aunque tampoco es para tanto, me aventuro a comentar rápida y brevemente los regalos de cumpleaños que he tenido este año, que no están nada pero que nada mal, entre unos y otros. ¡Muchas gracias!

De mi querido Krower:


Por un accidente lamentable se me fastidió la cámara de fotos que he venido usando hasta la fecha (que tiene ya como unos diez años o más) y por la cosa de ir al campo y lamentarnos tanto él como yo de no tener una cámara en condiciones con la que fotografiar a la fauna local, Krower decidió que éste iba a ser un buen regalo. Y lo es. Aunque ya la tenía desde un mes antes del cumple era para tan señalada fecha y estoy muy contenta con ella:
Una Sony HX300 de la cual podréis ver su correspondiente unboxing una vez que Krower me pase los vídeos. Se me ha olvidado poner la funda oficial para la cámara que también me ha regalado Krower, más una tarjeta SD para ampliar la capacidad de almacenaje y poder meter muchas más fotitos.


Entre la familia y amigos me ha caído además esto (aparte de dinerillo):




- Dos figuras de acción de Depredador: la de la izquierda es Greyback de Depredador 2, el jefe del llamado City Hunter Clan y el de la derecha es nada menos que Wolf, que aparece en Alien vs Predator: Requiem y que, como bien sabréis si leísteis la entrada, es mi favorito. 

- La trilogía de Depredador: Depredador, Depredador 2 y Predators, cuyas reseñas podéis leer en mi blog... y que estoy encantada con ella, aunque no habría estado mal que incluyeran los extras de las pelis, ya por pedir que no quede.

- Un cepillo eléctrico Oral-B Trizone 700 Edición Limitada en Negro, porque no tenían en otro color (me daba un poco igual de todos modos) y me salía más barato donde lo compré que en el resto de tiendas o farmacias. Como soy propensa a las caries recibí consejo de pasarme al eléctrico y así he hecho, que no me apetece tener más agujeros en las muelas y demás.

- El juego de Final Fantasy VIII para Steam, al cual tenía ganitas y al cual espero poder echarle el guante una vez me quite otros tantos juegos pendientes que tengo.

- Un frasco de colonia llamada Shakra, que se me olvidó echarle la foto.

- Y por fin, tras unos siete años mínimo con el móvil y propiciado por un cambio de contratos y demás con la compañía telefónica, me ha caído ya un móvil "modernillo", eso sí, de gama media. El Motorola Moto G 4G de 8GB en negro es el que mejor se adaptaba a mis necesidades, pues tampoco lo quiero para mucho más. Con el tiempo quiero agregarle una Micro SD para ampliarle la capacidad de almacenamiento y quizá alguna funda, pero ya digo, tranquilamente se irá viendo.



¡Desde luego que estoy contentísima y sin motivos para quejarme! Y no he podido evitar ponerme nostálgica con el móvil, puesto que hasta ahora he tenido cuatro móviles diferentes y eso que soy una persona a la que no le gusta cambiar de teléfono cada dos por tres y a la mínima de cambio. Pero no puedo evitar mirar con nostalgia y cariño mis anteriores móviles:




  • El primero no es el mío y estoy un poco arrepentida porque no está donde esperaba, lo que seguramente signifique que lo tiré a la basura por no acumular más trastos. Era exactamente como ese pero de color azul oscuro. Un Panasonic EB-GD35 fue el primero que tuve y me lo regalaron mis padres por un cumpleaños cuando estaba en el instituto. Recuerdo que cogía en la mano a duras penas y la antena llegó a ser un coñazo, pero era muy ligerito.

Luego, de izquierda a derecha, éstos son los que conservo:
  • Panasonic EB-X100 que también creo que fue un regalo de cumpleaños y que usé durante bastante tiempo de lo que quedó de instituto y algo después. Ya a color y con cámara de fotos, aunque ahora sería de risa su calidad de imagen. Aún funciona.
  • Por último un Nokia 2760 en negro de manera forzosa, porque lo compré en Media Markt y recuerdo que lo quería en rojo y si no, en beige, pero como no les quedaba nada más que en ese color tuve que volver a repetir. Éste lo he tenido durante unos siete años hasta ahora y nunca me ha dado ningún problema, salvo una vez que era imposible abrirlo y tuvimos que usar la maña, lo que se traduce en arañazos en la parte posterior... la de veces que se me habrá caído al suelo y funciona perfecto, muy resistente.
  • Y ya, por último, el Motorola G 4G que ya he descrito arriba.


Y hasta aquí la entrada, que si no me pongo y no acabo. ¡Gracias a todos por los regalos! Pienso disfrutar mucho de todos ellos.

24 de julio de 2014

[Crítica] Predator: Big Game (1992) [1-4]

 

 
"Un Predator se oculta en el desierto de Nuevo México, muy cerca de un acuartelamiento de EE.UU. Ahí comienza uno de los episodios más emocionantes, donde el guerrero y cazador alienígena iniciará su Big Game (Caza Mayor) particular. La tecnología y su fiereza natural le convierten en un enemigo especialmente peligroso, pero... ¿habrá alguien capaz de sorprender a este Predator?"


En esta ocasión voy a ir directa al grano, de sobra sabéis la cantidad de entradas que tenéis sobre Depredador y de los cómics que le tienen como protagonista que hay por el blog al igual de mi parecer sobre la oficialidad relativa de estos mismos cómics.

Sin embargo la historia de Big Game es otra de las que me ha gustado por varias razones que iré detallando un poco más a continuación. 
Al igual que ocurría con la serie Nostromo de 1989 la miniserie consta de cuatro números y en sus páginas de nuevo el cazador espacial hace su aterrizaje en la Tierra con deseos de encontrar adversarios dignos contra los que medirse.
Sin duda aquel que le va a plantar cara será el mestizo Enoch Nakai, un joven cabo reservado y con agudos sentidos innatos que ya desde un principio sentirá que algo no va bien en el desierto cercano a su base, temores que acabarán siendo confirmados con la puesta en escena del cazador asesinando delante de sus ojos a uno de sus compañeros.


A pesar de todos los esfuerzos de Nakai por intentar advertir a sus superiores éstos no toman medidas hasta que la criatura no vuela, literalmente, la base por los aires y hasta que varios habitantes del pueblo cercano aparecen asesinados en extrañas y macabras circunstancias.
A partir de entonces empezará una cacería por parte de los militares contra el extraterrestre, aunque sólo Nakai será aquel que conseguirá tener alguna oportunidad contra él.


Otra serie que me ha gustado bastante como ya dije, puesto que perfectamente podría pasar como una historia del estilo de las pelis de Predator. Algunos planteamientos de la misma son novedosos, como por ejemplo, que los humanos hayan localizado la nave del cazador, aunque por otro lado plantea la pregunta de cómo es posible que lo hayan conseguido si normalmente la nave queda en órbita terrestre y, en cualquier caso, cuenta con sistema de camuflaje.
Lo más entretenido de todo es, como siempre, ver cómo el Depredador encara los líos en los que se va metiendo. Me gustó especialmente el punto en el que acaba con uno de los militares, que van equipados también con visión térmica y acto seguido toma el arma del cadáver para no llamar la atención... protagonizando un momento bastante cómico hasta que aprende a manejar el fusil.


 

El guión corre a cargo de John Arcudi mientras que el dibujo, entintado y color corresponden, por orden, a Evan Dorkin, Armando Gil y Julia Lacquement. Todo bastante decente aunque no me gusta tanto como el de la Serie Nostromo.



Ya ha quedado claro que si os gustan las pelis de Depredador este cómic demuestra estar a la altura en lo que ofrece, tanto por historia como por ilustración.